alcancia¿Tienes algunas latas o botes de leche vacíos?, ¡no los tires!, recíclalos y arma tu propia alcancía.

Quizá piensas que no te sirve de nada tener una alcancía, pero estás equivocado. Una alcancía te sirve para guardar una parte del dinero que recibes y posteriormente comprar algún juguete u otra cosa que desees.

 

 

 

 

 

 

¿Qué vas a necesitar?

  • 1 bote o lata vacía de leche con la parte superior de plástico o metal
  • 1 cúter
  • Pinturas de tus colores favoritos
  • Calcomanías, plumones o cualquier decoración que te guste

                                                                             botecuterpinturaestampas

 

Manos a la obra

1. Limpia tu bote o lata, puede que dentro tenga residuos de leche o alimento que guardaba con anterioridad.

paso1

 

2. Con la ayuda de un adulto y con el cúter realiza un pequeño recorte rectangular en la tapa del bote o lata. Esta ranura servirá para meter las monedas a tu alcancía, te será más fácil si la tapa es de plástico.

paso2

 

3. Aquí viene la parte divertida, pinta el bote como más te guste, puede ser de tu personaje o caricatura favorita. ¡Deja volar tu imaginación!

paso3

 

4. Deja que la pintura seque por completo.

paso4

 

5. Ya que esté seco, con ayuda de plumones o calcomanías coloca los últimos detalles de decoración, recuerda que esto es opcional.

paso5

 

6. Para finalizar, coloca la tapa de plástico o metal y, ¡listo!, has terminado tu alcancía.

paso6

 

Descarga el pdf de este artículo, da clic aquí